judith-mateo-rock-is-my-life

Judith Mateo

Judith Mateo es una artista a la que seguimos desde que sacara su disco “Ashes” allá por 2011. Nos parece una artista interesante porque fusiona el folk con el rock, más concretamente con piezas del rock más tradicional y añejo como “smoke on the water” de Deep Purple. En 2016 lanza su disco “Rock is my life” donde versiona clásicos del rock internacional. Sin duda una gran artista folk rock que no deja de sorprendernos.

Judith Mateo está afianzada como la única mujer violinista rockera en España. Su cuatro disco “Celebration Day” posee más de un millón de escuchas en spotify. En 2016 sale a la luz su quinto álbum “Rock is my life” con la discográfica Warner. Con la publicación de este disco emprende una serie de conciertos por Japón,  México y obviamente España

Su pasión por la música irlandesa, sus raíces asturianas y su formación clásica son su seña de identidad. Judith Mateo ha realizado más de trescientos conciertos tanto en España como internacionalmente y ha publicado cinco discos “Tir Nan Og (2003), “Mientras el cielo no se caiga (2015), “Ashes (2011), “Celebration Days” (2014) y Rock is my life (2016).

Ya en sus primeras giras comenzó a calar hondo en el público de los festivales en los que participaba como el Festival de Ortigueira, Festival Folk Plasencia, Festival Folk de Getxo, Festival Internacional de Música de Aínsa, Folkinvierno Las Rozas… además de festivales de rock como el Viñarock o Leyendas del rock.

Judith Mateo estuvo tres años en Irlanda, donde estuvo tocando el violín en la Orquesta de la Universidad de Waterford y donde también participó en varios festivales de música celta. Esta experiencia la sirvió para empaparse de la música tradicional irlandesa. También lleva a cabo varios conciertos benéficos en el Sahara occidental como motivo de la ayuda al pueblo saharaui.

Judith Mateo es una artista internacional, habiendo participado en festivales y conciertos en Francia, Bélgica, Italia, Portugal y también fuera de Europa como Palestina, Marruecos. Egipto, Japón o México.

En sus conciertos podemos disfrutar tanto de canciones tradicionales como de composiciones propias, siendo su estilo cada vez más rockero, siempre con raíces celtas. La magia del violín se fusiona con los demás instrumentos rítmicos como la guitarra eléctrica y el bajo, y con otros instrumentos de viento como la flauta y la gaita.